10 recomendaciones de diseño de tienda en línea

Ayuda a tu negocio en línea a crecer

Para vender, atraer clientes, brindar mejores servicios y mantener visitantes es importante tener un buen diseño de tienda en línea.

Lo que hace algunos años parecía una tendencia que desaparecería rápidamente debido a las innumerables dudas y problemas de seguridad, ahora es una gran realidad que dicta la manera en que se hacen muchos de los negocios hoy en día. Crear tu propia tienda en línea es algo complejo, lleno de pequeños hilos que deben estar perfectamente entrelazados para que funcione de la mejor manera y no tengas grandes problemas el día que decidas lanzar tu sitio. Si no tienes idea de dónde comenzar, aquí te dejo 10 recomendaciones de diseño de tienda en línea que puedes tomar como base para comenzar.

10 recomendaciones de diseño de tienda en línea para tu negocio:

  1. Dominio corto y memorable – El primer paso y quizás el que puede detonar todo o hundirlo, es conseguir el dominio correcto. Asegúrate que sea memorable, es decir, corto, fácil de pronunciar y de recordar y sin muchos enredos. Mientras más accesible sea, mucho más sencillo será de que la gente recuerde tu sitio.
  2. Hosting adecuado – Todas las tiendas en línea son distintas, pero un factor en común es que deben estar disponibles 24 horas al día, los 7 días de la semana. El internet no descansa y tampoco lo debe hacer tu servidor. Aléjate de los servicios de hosting compartidos y busca una solución un poco más robusta como un VPS o hosting en la nube que garanticen el rendimiento de tu sitio.
  3. Protege la información de tus usuarios con certificado SSL – Tus visitantes estarán ingresando en la página algunos datos de suma importancia que deben mantenerse seguros desde el momento en que le dan clic en enviar. Contrata un certificado SSL (también conocido como https) para que te ayude a encriptar todos y cada uno de estos datos sensibles y así evitar que sean interceptados o que caigan en las manos equivocadas.
  4. Firewall para protegerte de amenazas – El internet es un lugar peligroso y cuando hay dinero o datos personales de por medio es normal atraer las miradas de hackers que pueden causar problemas. Medidas de seguridad complementarias a las que tenga tu hosting, como una Firewall, son sumamente útiles y te permitirán dormir tranquilo mientras tu página está resguardada.
  5. Diseño web profesional – No hay nada mejor que un diseño atractivo que llame la atención y retenga a visitantes nuevos. Consigue la ayuda de un profesional para armar tu sitio a través de sitios como LinkedIn o, en caso de que lo prefieras así, compra un templete diseñado por algún diseñador web o agencia que te permita trabajar sobre un diseño probado y que será constantemente actualizado.
  6. Imágenes y fotografías de calidad – Si no cuentas con fotografías de calidad, es momento de llamar a un fotógrafo profesional y asegurarte que cada una de las imágenes que muestres de tus productos sean perfectamente preparadas y seleccionadas para que incentiven a la compra.
  7. Facilidad de compra – Este sitio además de ser llamativo, debe llevar de la mano al usuario para que en cuestión de algunos clics pueda realizar su compra. Sin complicaciones ni molestos menús que aparecen a último minuto. Lo que sea posible para que la navegación sea lo más sencilla posible.
  8. Sección de ayuda / chat – Por más perfecto que todo pueda parecer, siempre habrá algún detalle que se te puede escapar. Prepara de antemano una sección de ayuda con las preguntas más frecuentes que esperas encontrar, y en caso de que tu producto sea muy especializado, quizás hasta puedas incluir un chat con ayuda en vivo que ayude a subir esas tasas de compra que antes terminarían en ventas perdidas.
  9. Políticas de cancelación, devolución y privacidad claras – Las letras pequeñas de cada compra son sumamente delicadas, así que dedica una sección completa del sitio para dejar muy claro cuáles son las diferentes políticas que competen a cada compra y brinda medios de contacto para que cualquier aclaración sea atendida rápidamente y no explote en redes sociales.
  10. Analíticas para mejorar y optimizar- Tras bambalinas de cada sitio exitoso se encuentra un equipo de mercadotecnia que se apoya en datos para poder optimizar de manera constante los detalles del proceso de compra y así hacer más eficiente el sitio. Instala Google Analytics u otros servicios de analítica que te permitan tener claridad sobre cuáles son los productos más visitados, comprados y olvidados para que entiendas cómo viven tus visitantes la experiencia en tu sitio y realizar mejoras necesarias.

Toma estas 10 recomendaciones de diseño de tienda en línea como una guía básica y asesórate para poder ver cuál es el mejor camino a seguir para tu primera incursión en el e-commerce. Hay muchos beneficios que llegan con este novedoso modelo y mientras más rápido te centres en despegar con él, podrás contar estar delante de tu competencia y ofrecerás la mejor experiencia de compra a todos tus clientes.

 

Gabriela María Prieto Aguirre
De nacionalidad salvadoreña, reside actualmente en la Ciudad de México. Comunicóloga de la Universidad Anáhuac México. Ha desarrollado diferentes textos para diversas industrias, tanto en español como en inglés. Le apasionan los temas de mercadotecnia, problemas globales, letras, tecnología y cultura. Experiencia en manejo de redes sociales, creación de copies publicitarios y estrategias de mercadotecnia, tanto para México como Latinoamérica. Una de sus áreas de interés es neuromarketing. Apasionada de las letras, actualmente se desempeña en el área de Content Marketing de Virket.